Portada » Blog » ¡Ten tu piscina siempre pintada a la perfección!

¡Ten tu piscina siempre pintada a la perfección!

ninos en piscina con pintura agata-min

El verano está a la vuelta de la esquina y, por ese motivo, es momento de poner tu piscina a punto para cuando lleguen las altas temperaturas y puedas refrescarte en cualquier momento. Y para que esté en perfectas condiciones, una de las acciones que debes hacer es, si así lo requiere, ¡pintar tu piscina! Así pues, como especialistas en pintura para piscinas, en este blog te daremos algunos consejos y te mostraremos los productos más adecuados. ¡Presta atención!

Un par de meses antes de que el verano vuelva a deleitarte con un sinfín de buenas cosas, debes preparar tu jardín para poder disfrutar en este de cenas con amigos que se alargan, comidas familiares de lo más divertidas, ratitos en la piscina con un buen libro y disfrutar de tu familia como es debido. 

Lo primero que debes tener en cuenta la hora de comprar una pintura para tu piscina es conocer el estado en el que se encuentra la superficie que se debe pintar. Y es que durante los meses posteriores al verano, puede ser que hayan aparecido humedades o que la piscina presente problemas estructurales que deben solucionarse con rapidez. En La Pinturería, no solo te asesoraremos sobre qué tipo de pintura vestir tu piscina, sino también cómo solucionar el problema para poder hacer el posterior pintado. ¡Solo de esta manera la pintura se adherirá correctamente!

Pero ¿qué tipo de pintura para piscinas existe? En primer lugar, encontramos la pintura de clorocaucho, una pintura al disolvente, que se seca por evaporación y ofrece una característica imprescindible: la impermeabilidad. Por ende, este producto es altamente resistente al agua y a la mayoría de productos químicos que se usan para limpiar las piscinas. 

Otro aspecto beneficioso que aporta este tipo de pintura para piscinas es su rapidez a la hora de secarse. Y es que en tan solo tres horas la piscina se encontrará seca totalmente. Es importante que esta acción se realice cuando las temperaturas no superan los 30 °C.

Por otro lado, tenemos la pintura al agua, un producto inodoro, ya que no contiene disolventes, y que le hace ser una opción mucho más sostenible y saludable. Cuenta con las mismas propiedades de impermeabilidad que el producto anterior, aunque, además, se muestra permeable y transpirable al vapor, evitando de esta manera desconchones y ampollas en la pintura. 

Una vez pintada la piscina, en dos semanas podrás llenarla y… ¡Al agua patos! Pero ¡ojo! Ten en cuenta que si anteriormente tu estructura estaba pintada con pintura al agua, deberás seguir con este material. Si por el contrario, anteriormente estaba pintada con clorocaucho, podrás utilizar cualquier de los dos productos.

¡Los mejores productos para tu piscina!

En La Pinturería recomendamos emplear para tu puesta a punto Ágata, un producto de Procolor, especializado en piscinas e ideal para estar en contacto permanente con el agua.  Lo podrás encontrar en clorocaucho y al agua.

Este producto es ideal para pintar piscinas de hormigón, ofrece una excelente resistencia a la alcalinidad, a la intemperie y al agua dulce o salada; y tiene un excelente poder de cubrición. Brinda, también, un secado rápido en tan solo 30 minutos y una perfecta adherencia.

En La Pinturería, ¡te asesoramos!

¿Quieres que tu piscina obtenga un correcto pintado? En La Pinturería queremos darte algunos consejos que estamos seguros de que te servirán si decides ser tú mismo/a quien pinte su propia piscina. 

Para tu piscina nueva, deberás esperarte al menos un mes para poderla pintar. Y es que tienes que esperar a que el hormigón se endurezca del todo. Es importante, también, que llenes de agua tu piscina unos meses antes, para que se elimine el salitre de la piscina. Una vez esté en perfectas condiciones, ¡vacíala, límpiala a fondo y a pintar! 

Para pintarla, siempre tienes que tener en cuenta que las condiciones climatológicas son las favorables. ¿A qué nos referimos? Pues que deberás pintar tu piscina en aquellos momentos del día en el que el sol no dé directamente a la superficie y en el que la temperatura sea más baja, para que el secado no se haga excesivamente rápido y, por ello, se formen ampollas en la pintura. 

¿Qué pasos debes seguir para pintar tu piscina?

  1. Remueve la pintura antes de aplicarla
  2. Dilúyela con la proporción que el fabricante te indique. 
  3. Una vez tengas la dilución hecha, pinta con la brocha o el rodillo y espera unas 24 horas para poder aplicar una capa más de pintura. 
  4. La dilución, en esta segunda mano, deberá ser menor. 
  5. Entre 7 y 10 días, ¡podrás llenar tu piscina y empezar a disfrutar de ella!

¿Quieres que en La Pinturería te asesoremos sobre cómo poner tu piscina a punto para este verano y sobre qué tipo de pintura utilizar según tu estructura y necesidades? No dudes en ponerte en contacto con nosotros y visitar una de nuestras tiendas. ¡Nuestros profesionales estarán encantados de ayudarte en todo lo que requieras!